MARTÍNEZ, Martín - La campana municipal. Curiosidades

La campana municipal. Curiosidades

No he sido el único en subir. En estos casi 260 años que la campana del reloj consistorial lleva colgada alguien la visitó. Nuestro ilustre don Matías Rodríguez no, por supuesto. Don Paulino Alonso F. de Arellano, cita la campana y sus inscripciones; pero tengo para mí que él no subió; que hizo el encargo a alguien poco entendido en la materia ya que su transcripción no se corresponde en algunos puntos con la realidad; y don Paulino debió fiarse del mensajero e incluyó la leyenda en su magnífico folleto “El palacio municipal de Astorga”, publicado en 1954. Tampoco debió subir a la espadaña el profesor de la ULE Morais Vallejo, quien en el número 19 de “Astórica” (año 2000) publica un documentadísimo trabajo titulado “El antiguo reloj de la espadaña del Ayuntamiento de Astorga”, manejando ampliamente la documentación del municipio y del Archivo Histórico de León; pero cuando se refiere a la campana, copia la errada transcripción de don Paulino.. Las confrontaremos.

Y ciertamente, poco curiosos hemos sido los astorganos que teniendo ocasiones en las restauraciones del reloj así como de la propia espadaña, no hemos sentido la curiosidad de cotejar las cosas. Y un día me decidí; y trepé, con riesgo que no medí hasta estar arriba, por el empinado tejado de cinz hasta el hastial; acción que ni por penitencia confesional volveré a realizar si el Ayuntamiento no lo pone más fácil. Sin embargo valió la pena, porque se han desvelado algunos puntos oscuros, y curiosidades, sobre la campana y sus vicisitudes.

La adquisición de un reloj lo tenía en mente la Corporación (entonces se decía Ciudad) ya de lejos, si bien los primeros pasos los anotamos en 1730; recordemos que la catedral ya contaba con este artilugio. Y curiosamente la campana se adquirió cuatro años antes de colocar el reloj. Vamos a seguirle los pasos.

En el ayuntamiento celebrado el día 4 de mayo del citado año 1730, el regidor Francisco Moreno comunica que en Piedralba hay una campana buena que quieren vender, es de buena voz y va bien para el reloj que la ciudad tiene inventado se ponga en sus Casas Consistoriales. Se encarga al propio Moreno, junto con el Procurador General que la ajusten. Un año después, en el ayuntamiento del 17 de mayo de 1731 se informa que el cura de Redelga, con permiso episcopal, vende una campana buena y de voz correspondiente para el reloj que se intenta poner. Deciden los regidores que el Procurador General vaya a Redelga, la vea y la compre. Y aquí falló don Matías pues la campana no se trajo aunque el anota el precio de la que se hizo nada menos que trece años más tarde (1700 reales); como tampoco se trajo la de Piedralba.

Es en julio de 1744 cuando el regidor decano Ramos anuncia que está fabricada la campana para el reloj la cual pesa 35 arrobas, el cobre para la fundición lo aportó la ciudad y el estaño el campanero, que se debe así como el trabajo que asciende a 1700 reales. Campana que no se colocó hasta 1748 cuando aún no se había rematado la espadaña. Pero resultó que estaba rota (quebrada dice el acta); así que se decide descenderla y que se funda de nuevo; con unas libras de metal que hubo que añadir y la colocación el coste fue ahora de 450 reales; el 27 de junio estaba ya colocada. El coste final de la campana con la refundición alcanzó los 2150 reales. El maestro campanero, que nunca se cita en las catas, era el trasmerano Bartolomé de Ballesteros, de buena fama como tal y miembro fundador de una dinastía campanera astorgana de raigambre; él fue, también, el fundidor de la campana del reloj catedralicio en 1750. Lo encontramos unos años más tarde actuando como mayordomo de la cofradía de Confalón y de la Santa Vera Cruz, falleciendo en nuestra ciudad en 1771.

Y con esa curiosidad de Piedralba y Redelga; con la certeza que don Matías no había subido a la espadaña; que el emisario de don Paulino le despachó una chapucilla al insigne alcalde a quien siguió Morais decidií trepar y revisar la inscripción que tiene algunas diferencias con la de don Paulino y es como sigue la de la boca: SOY DE LA MUY NOBLE, ANTIGUA Y LEAL CIUDAD DE ASTORGA. FABRICADA EN EL AÑO DE 1748 A CUENTA DE SU ERARIO. En la parte superior dice: SANTA BÁRBARA BENDITA EN EL CIELO ESCRITA ORA PRO NOBIS. JHS. MARIA. JOSEHF. Sobre esta leyenda , en la parte que mira a los maragatos, hay una cartela que reza: B.R M.E DE BALLESTEROS. Me fecit. Por encima de la cartela y desligadas del texto las letras TA cuyo significado no se me alcanza. A don Paulino si él hubiera visto la inscripción, al ser meticuloso en sus trabajos, no se le hubiera escapado así: “A cuenta de sus propios soy de la muy noble, antigua y leal ciudad de Astorga. Fabricada en 1748”, y “Santa Bárbara vendita in celo es. Ora pro nobis. Ballesteros me fecit”.

Las dos campanas de los cuartos, he de confesar, no las revisé por las dificultades habidas. Es de suponer sean también de Ballesteros; estaban colocadas el 17 de abril de 1749, según informaba el regidor Coello pesando una 4 arrobas y 16 libras y la otra 3 arrobas y 13 libras con un coste de 1600 reales, pidiendo se le pague al maestro campanero cuyo nombre no se cita. Según don Paulino, una de ellas hubo de ser fundida de nuevo en el año 1793 por el campanero Juan Ballesteros a quien suponemos hijo, al menos pariente próximo, de Bartolomé, pues era también de Trasmiera. Hemos de añadir que otro Ballesteros, Manuel, junto con Silverio de la Sierra, fue el encargado de fundir los pedazos de la campana María de la catedral en 1893, fecha en la que se hizo añicos, realizándose la fundición al pie mismo de la torre.

En 1748 se da cuenta de tener realizadas las figuras de los maragatos y en diciembre de este año llegó el relojero Bernardo Franco para asentar el reloj, cuyo reconocimiento y paso se dio en junio de 1749. Pero esta ya es otra historia, la del reloj, que también tiene sus curiosidades.

MARTÍNEZ, Martín Cronista oficial de Astorga

El Faro Astorgano (08-12-2007)

  • ASTORGA: Campanas, campaneros y toques
  • BALLESTEROS, BARTOLOMÉ DE (MERUELO): Inventario de campanas
  • Tardones o autómatas: Bibliografía
  • Campanas (epigrafía, descripción): Bibliografía
  • Relojes: Bibliografía

     

  • Volver a la página anterior
  • Menu inicial CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA
    Campaners de la Catedral de València
    Buscar campana, campanario, población, fundidor, año fundición, epigrafía, autor, artículo
    © El Faro Astorgano (2007)
    © Campaners de la Catedral de València (2018)
    campaners@hotmail.com
    : 22-11-2018
    Convertir a PDF