MARTÍNEZ ROIG, Eliseo - Campanas y toques en Villamalea (Albacete). Propuesta de restauración.

Campanas y toques en Villamalea (Albacete). Propuesta de restauración.

Villamalea, población situada en la comarca de La Manchuela (provincia de Albacete) tiene en su torre ciertas campanas de las cuales nos disponemos a ofrecer una propuesta de restauración teniendo en cuenta tanto los bienes materiales como los inmateriales.

Restauración versus Intervención

Lo que aquí proponemos estará basado en los conceptos de la restauración patrimonial y no solo en meras intervenciones de mejoras de instalaciones. Consideramos pues una restauración cuando se recuperan los valores originales del instrumento musical que es la campana. Los valores originales quiere decir el uso, el tipo de uso y la función de la campana y sus elementos auxiliares. Concebimos que la restauración debe respetar la instalación tradicional y no sustituirla.

Las intervenciones de mejora facilitan el uso y conservación de los bronces y sus instalaciones, pero no suelen corresponderse con los valores originales locales, sino a metodologías propias de intervención de las empresas existentes.

En palabras del Dr. Llop i Bayo, 

las intervenciones en las campanas deben ser consideradas como cualquier otra restauración sobre el Patrimonio Artístico: hay que tratar los objetos con técnicas reversibles, y documentando todo lo que se hace, es decir fotografiando el estado en el que se encuentran antes y después de la obra. También debiera existir un proyecto de restauración, escogiendo cuidadosamente, y consultando previamente, lo que se quiere hacer con las campanas. Una buena restauración y mecanización de campanas debiera de tener en cuenta los tres puntos básicos: que se conserve la instalación antigua (especialmente los yugos de madera); que los motores reproduzcan los toques tradicionales; que los mecanismos no impidan para nada los toques manuales.

Estado actual

En la actualidad dos son las campanas que se conservan en la torre de la Parroquia de la Anunciación de Villamalea.

La campana menor, dedicada a San Antonio Abad fue fundida en bronce por Salvador Manclús en 1958, tiene un diámetro de 0.62 metros y un peso de 138 kg. Se encuentra instalada, seguramente desde el momento de subirla a la torre, con un contrapeso de hierro soldado, el cual modifica sustancialmente la situación de los ejes, situándolos casi en el centro de la falda de la campana, para, de esta manera, utilizar de propio contrapeso la misma campana.

Los contrapesos (yugos, melenas, cabezales) de hierro son perjudiciales tanto para la campana como para la torre, ya que, además de cambiar el eje de giro y romper badajos, transmiten y multiplican las vibraciones emitidas por el bronce a la torre.

La segunda campana, llamada San Juan es del año 1850 y fue costeada por el pueblo de Villamalea. Desconocemos el autor que fundió esta pieza de unos 550 kilos aproximados. Esta campana se encuentra instalada con un cabezal nuevo de madera. Esta campana realiza los toques del reloj, con la maza externa por gravedad aún en uso.

Últimas intervenciones

Hace pocos años, como hemos apuntado antes, se renovó el contrapeso de madera de la campana mayor, la San Juan. Este nuevo cabezal es de corte industrial, típico de la empresa instaladora, que fue realizado gracias a una subvención de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha. Este contrapeso de madera nuevo sustituye a otro también de madera, original y de perfil tradicional. El nuevo no se asemeja en ningún aspecto al original, menos en el material de construcción, y cambia por completo el modo de tañer la campana. La campana San Juan siempre ha sido utilizada para el toque de las horas, conectada su maza al reloj, para tal efecto. El contrapeso que antes poseía y que aún puede apreciarse en documentación gráfica, era de menor tamaño (delimitando su uso) y con otro perfil, más acorde a la zona.

El contrapeso nuevo no respeta ni el uso ni la forma del anterior. La nueva instalación permite el volteo (o el movimiento) de la campana, cuando nunca lo ha hecho.

Por esta razón, no podemos considerar esta mejora (porque aumenta la seguridad del conjunto) como una restauración, ya que se han eliminado los elementos auxiliares originales y los nuevos no forman el mismo conjunto anterior al cambiar la forma y el uso.

Actuaciones mínimas

En un primer intento de ofrecer soluciones “urgentes” o necesarias, valoramos intervenir en ambas campanas, para poder recuperar los valores perdidos.

Para la campana menor proponemos se construya un contrapeso de madera nuevo, siguiendo la forma del retirado de la campana de las horas, adaptándolo en tamaño, con los ejes acodados y herrajes planos. La campana será limpiada para recuperar la acústica perdida debido a la acumulación de polvo y suciedad en su superficie. Será dotada de badajo interior.

Para la campana mayor, la de las horas, proponemos la restauración del yugo retirado y guardado y su reposición, asegurando el conjunto si alguna de las partes necesitara ser sustituida. Las partes que se sustituyan serán siempre iguales a las originales en su forma y tamaño. La maza del reloj se recolocará para que el golpe se efectúe en el lugar apropiado. El toque de las horas se mantendrá tanto de día como de noche.

Propuesta de mejora I

A pesar de ser necesarias las actuaciones anteriores sobre las dos campanas existentes, vamos a proponer un par de opciones de mejora para el conjunto de campanas.

En estos momentos las dos campanas se utilizan para realizar los repiques diarios, festivos, de difuntos y de señales.

La primera propuesta de mejora consistiría en volver a instalar el contrapeso original de la campana San Juan y que tocase exclusivamente los toques horarios tanto de día como de noche.

Construir un contrapeso nuevo (siguiendo el modelo local) para la campana menor, con herrajes ajustables y ejes acodados con sus respectivos rodamientos autocentrados. La campana será limpiada para recuperar su total acústica.

Fundir una campana más grande que San Antonio, para utilizarla junto a ella para los toques litúrgicos, con un yugo de madera también del mismo formato con herrajes que puedan ser ajustados, ejes acodados y rodamientos autocentrados también para posibilitar su movimiento. Para aprovechar el contrapeso nuevo de la campana San Juan, se podrá adaptar al perfil local, colocándole ejes acodados y cortando las piezas de madera lo más cercanamente posibles al formato propio.

Ambas campanas estarán dotadas de palancas para su movimiento.

Se reconstruirá la matraca o carraca para los toques de Semana Santa.

En el caso de electrificación del conjunto (no se propone), se hará siempre con mecanismos que permitan, una vez desconectados, los toques manuales.

Para el repique automático de las campanas se propone la instalación de electromartillos trifásicos, que puedan repicar lo más rápido posible. El tamaño de estos martillos se adaptará al tamaño de las campanas.

Para el movimiento de las campanas se propone la instalación (en el mismo lado que los electromartillos) de motores de impulsos que levanten las campanas poco a poco y las dejen caer sin frenarlas. Estos motores deberán ser capaces de parar las campanas boca arriba, como lo harían los campaneros.

Propuesta de mejora II

Se propone recuperar el juego original de campanas en número, siguiendo los mismos pasos anteriores (yugos, badajos, etc).

Se construirán 4 campanas, de diversos tamaños, contando con la existente, la menor (San Antonio), que será refundida, para que el conjunto sea lo más armónico posible.

La campana de las horas, de 1850 deberá mantenerse exclusivamente para el toque de las horas, tanto de día como de noche.

La denominación de las campanas se hará teniendo en cuenta la información transmitida de forma oral, es decir, después de un necesario trabajo de campo con vecinos y antiguos campaneros que recuerden los nombres y los usos de cada campana.

La instalación de las campanas seguirá las pautas antes dadas, las mismas también en el caso de electrificación.

Mantenimiento

Toda restauración como tal lleva implícita la labor de mantenimiento, que deberá de ser realizada por técnicos especializados cada ciertos meses, una o dos veces al año generalmente, y se revisará el estado de atado de badajos, la sujeción de los contrapesos, el apretado de los herrajes y ejes y el correcto funcionamiento de los mecanismos eléctricos si se instalasen.

Recuperación de toques

Contamos con la circunstancia de que en la actualidad una persona realiza los toques litúrgicos de las campanas, de forma manual.

Para una completa restauración se deberían de recoger a través de trabajo de campo (memoria oral sobretodo) los toques antiguos de la torre, los tradicionales y volverlos a realizar.

Además de la persona que se dedica a tocar las campanas, existe la posibilidad de realizar un curso de campaneros, hecho con anterioridad en otras torres consiguiendo formar nuevos grupos de voluntarios, que a partir del conocimiento transmitido, pueda continuar los toques locales.

Insistimos en la idea de mantener las campanas manuales y no electrificar, para evitar que los toques manuales se pierdan y desaparezca la interacción de la comunidad con sus campanas y toques.

Metodología de restauraciones en Castilla-La Mancha

Con las medidas y propuestas presentadas en este caso para Villamalea y sus campanas, pretendemos ofrecer una metodología que sirva como ejemplo al resto del territorio de Castilla-La Mancha, debido a la necesidad de intervenciones en muchas torres. Estamos por tanto proponiendo actuaciones que puedan considerarse restauraciones reales y no solo intervenciones donde se repongan elementos auxiliares como yugos, motores, etc.

Desde estas líneas ofrecemos un modelo de restauración actualizado a las demandas de conservación y protección tanto de los bienes patrimoniales muebles como los inmateriales, para que así sean actuaciones que realmente recuperen los usos originales de los conjuntos patrimoniales.

MARTÍNEZ ROIG, Eliseo
Campanólogo y Técnico en Patrimonio
(25-02-2016)
  • VILLAMALEA: Campanas, campaneros y toques
  • MARTÍNEZ ROIG, ELISEO (PAIPORTA) : Toques y otras actividades
  • Restauración de campanas: Bibliografía

     

  • Volver a la página anterior
  • Menu inicial CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA
    Campaners de la Catedral de València
    Buscar campana, campanario, población, fundidor, año fundición, epigrafía, autor, artículo
    © Campaners de la Catedral de València (2017)
    campaners@hotmail.com
    : 18-12-2017
    Convertir a PDF