RUMBO, Sira - Como locos por las campanas

Como locos por las campanas

Los residentes del barrio alertaron a la Policía Local porque no podían dormir por el ruido.

Un fallo eléctrico provocó que las campanas de San Pedro de Alcántara no dejaran de sonar hasta las dos de la madrugada del martes El campanario se activó ante la impotencia de los vecinos, incapaces de pegar ojo.

La iglesia Las dos campanas se activaron durante la madrugada. De espaldas, el párroco. - Autor: VILLEGAS, Francis
La iglesia Las dos campanas se activaron durante la madrugada. De espaldas, el párroco. - Autor: VILLEGAS, Francis

Ton-ton, ton-ton, ton-ton,... así hasta ocho veces. Las campanas de la iglesia de San Pedro de Alcántara cantaron las ocho de la tarde del lunes durante la madrugada de ayer martes. Un fallo en el sistema eléctrico desactualizó el programa por el que se activan las campanas, que estuvieron tocando cada diez minutos entre las doce de la noche y las 02.30 horas.

"¿No me digas que es verdad?", decía indignado un vecino de la zona, Lorenzo Caballé. El sonido de las campanas le despertó sobre la 01.30 horas, las escuchó sonar un par de veces pero volvió a dormirse. "Me pareció bastante raro porque no era una hora normal para que sonaran. Por la mañana cuando me levanté se lo conté a mi mujer y me decía que me había soñado porque ella no había escuchado nada. Verás cuando se lo cuente", recuerda sonriente.

Como él otros muchos aseguran que han escuchado tocar las campanas al menos tres o cuatro veces. A muchos el sonido les ha quitado el sueño. Mejor suerte han corrido aquéllos cuyos dormitorios son interiores o dan hacia la calle Santa Luisa de Marillac. "Me lo han comentado algunos vecinos pero yo no las he oído. Mi habitación es un tercero interior y no se oye", comentaba Lázaro Gil, el portero del número 1 de la calle Médico Sorapán, uno de los edificios donde más se ha notado el timbrar del campanario.

Es la primera vez que ocurre, según indicó el párroco de la iglesia, Juan Gómez. "El otro día sonó la alarma de la iglesia sin ningún motivo, así que cuando me fui desconecté la luz porque muchas veces suena sin que haya entrado nadie a robar. Al desconectarla se desactivó el programa que hace sonar las campanas, que no es más que una caja con un teclado en el que tienes que meter el día, el mes, la hora y el año en el que quieres que suene", explicó el cura. El recibió la llamada de la policía hacia la 01.30 horas: "Me asusté. Nunca me imaginé que las campanas estarían sonando. Pensé que había algún incendio o que había pasado algo a la parroquia. Menos mal que se quedó en un susto", suspiró. Acto seguido cogió las llaves y salió corriendo de su casa en Reyes Huertas hacia la parroquia, donde desconectó las campanas y programó el sistema de nuevo. Al fin el barrio descansó.

Aunque quienes no descansaron esa noche fueron los agentes de la policía local. Y es que hasta las 06.00 horas tuvieron acudir a poner orden en una fiesta de estudiantes en Reyes Huertas. También a la plaza de Andalucía, donde unos jóvenes jugaban al fútbol, en la plaza Italia, donde unos chicos trasteaban con un carro de un supermercado. Otros molestaban cerca del hotel Don Carlos. También sonó la alarma de La Oca en la avenida de Alemania. En definitiva una noche de locos entre ruidos y campanas.

RUMBO, Sira

El Periódico de Extremadura (09-06-2010)

  • CÁCERES: Campanas, campaneros y toques
  • Ruido y denuncias: Bibliografía

     

  • Volver a la página anterior
  • Menu inicial CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA
    Campaners de la Catedral de València
    Buscar campana, campanario, población, fundidor, año fundición, epigrafía, autor, artículo
    © El Periódico de Extremadura (2010)
    © Campaners de la Catedral de València (2017)
    campaners@hotmail.com
    : 24-10-2017
    Convertir a PDF