RUIZ, Begoña - El Modernismo, mejor que la playa

El Modernismo, mejor que la playa

Reus aprovecha su patrimonio para ofrecer una alternativa a las vacaciones de Semana Santa. La Casa Navàs, el Campanar de La Prioral, el Teatre Fortuny y los edificios modernistas son paradas obligatorias

La Setmana Santa es una de las épocas del año en la que el Gaudí Centre y la ruta del Modernista reciben más visitantes. Muchos turistas, alojados en la zona de la Costa Daurada, deciden acercarse hasta la capital del Baix Camp a realizar este recorrido cultural que organiza el Patronat de Turisme de Reus.

Es Martes Santo. Son las 12.30 horas y Concha Velasco, una de las guías que trabaja en la Ruta Modernista desde hace cinco años, espera a su próximo grupo, frente al Gaudí Centre. Son trece adultos y dos niños. La mayoría de ellos habían oído hablar ya de la ruta del modernismo reusense. Fermín Carreño ha venido desde Barcelona para realizar esta visita turística. «Ya teníamos ganas de conocer la ruta de Reus. Las casas modernistas son valiosas joyas. Además hay que destacar que está todo muy bien señalizado».

A pesar de que la mayoría son turistas procedentes de la provincia de Barcelona, destaca la presencia de una pareja de Alcalá de Henares. Flor Miño asegura que, tras conocer toda la Costa Daurada, este año ella y su pareja han optado por alojarse en la Espluga de Francolí y visitar el resto de municipios, entre ellos la capital del Baix Camp.

Empieza el viaje histórico para este grupo. La Casa Navàs, en la plaza del Mercadal, es la primera parada de la ruta. Un edificio modernista que actualmente está cerrado al público por la muerte del propietario. Sin embargo, el grupo entra en la tienda textil que montó el señor Navàs y que todavía se mantiene abierta, con los mismos muebles, en los bajos de esta vivienda.

Gente de todas partes

«Trabajaban más de 25 personas en la tienda y aquí venía gente de todas partes a hacerse vestidos a medida», explica Concha, ante la sorpresa de los turistas. «¡Cuántas telas caben en estas estanterías!», «¡Qué bien se conserva el suelo!», son algunas de las impresiones que intercambian entre ellos.

Aunque no modernista, el Campanar de La Prioral de Sant Pere se ha convertido en uno de los atractivos de esta ruta. El campanario de la Prioral, construido en 1569, se levanta frente a este grupo, con sus 60 metros de altura y sus siete plantas.

«¡Es impresionante, se ve todo el Camp de Tarragona!», exclamaron algunos al llegar a lo más alto. Tras bajar por la oscura escalera de la torre, el grupo pasa por la plaza de Les Peixateries Velles, la plaza del Castell y sube hasta la plaza del Prim, donde Concha explica las hazañas del general reusense.

La ruta recorre los principales edificios modernistas y los lugares relacionados con los diferentes hijos ilustres de la ciudad. Sin embargo, una de las visitas que más impresiona a los turistas es la del Teatre Fortuny.

Hoy están de suerte, el teatro está libre, algo que no siempre es así. La gran lámpara de 400.000 piezas de cristal de roca y 500 bombillas es lo que más sorprende a este grupo que ha escogido estos días para visitar la ciudad.

Cada vez son más los turistas de la Costa Daurada que se acercan a conocer la historia reusense, a través de sus joyas arquitectónicas. Una actividad perfecta para la Setmana Santa.

RUIZ, Begoña

Diari de Tarragona (02-04-2010)

  • REUS: Campanas, campaneros y toques
  • Visitas a campanarios: Bibliografía

     

  • Volver a la página anterior
  • Menu inicial CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA
    Campaners de la Catedral de València
    Buscar campana, campanario, población, fundidor, año fundición, epigrafía, autor, artículo
    © Diari de Tarragona (2010)
    © Campaners de la Catedral de València (2017)
    campaners@hotmail.com
    : 16-12-2017
    Convertir a PDF