M.V.C. - ´Na Maria´ repicará de nuevo en las fiestas

´Na Maria´ repicará de nuevo en las fiestas

Inician las obras de restauración del casi bicentenario campanario de la parroquia de la Natividad

La torre ha sido literalmente
La torre ha sido literalmente "forrada" de andamios para restaurarla

Desde el mes de febrero del año pasado las campanas de la torre parroquial no doblan cuando un vecino fallece, ni repican en días de fiesta mayor. Para tocar a misa se acciona la campana mayor mediante una cuerda desde la sacristía. La prohibición cautelar de no subir al campanario para tocar las campanas se debe al mal estado con que se encuentra, especialmente en su parte superior, donde se emplazan las tres campanas con que cuenta.

La oxidación del hierro del interior de las columnas -que sostienen el campanario- ha provocado que material de obra se desprenda y salten cascotes a la calle con el consiguiente peligro para los transeúntes. La base de la cúpula y la bóveda también se encuentran deterioradas por lo que deberán ser rehabilitadas.

Espectacular andamiaje

La semana pasada se iniciaron las obras de restauración y se espera que en el transcurso de dos meses puedan estar terminadas. Para realizarlas se ha colocado, por una empresa especializada, un espectacular andamiaje.

El presupuesto de los trabajos asciende a 80.417 euros. La empresa que realiza las obras es Construcciones Tomeu S.L. de Lloseta. La dirección técnica corre a cargo del arquitecto local Francisco Villalonga.

La parroquia ha solicitado ayuda económica a la conselleria de Obras Públicas y Vivienda; mientras los feligreses, en colectas especiales, ayudarán a sufragar las obras.

El campanario parroquial fue construido entre los años 1818 y 1820. En el transcurso de estos casi dos siglos de existencia ha sufrido diversas reformas y rehabilitaciones como las efectuadas en 1899, 1971 y la de ahora. La parte superior del campanario tiene ocho bocas o ventanas y es idéntico al parroquial de Llucmajor ya que fueron diseñados por el mismo arquitecto, el madrileño Isidro González que se había refugiado en Mallorca durante la guerra de la Independencia.

Estaba a las órdenes del conde de Aiamans, Pascual Sanglada de Togores, que también poseía propiedades en Llucmajor.

Tres campanas

Tres son las campanas situadas en la torre de Lloseta. La mayor, la más grande, tiene por nombre "María". En relieve lleva la figura de la Virgen de Lloseta y una inscripción en latín que traducida quiere decir "Llamo a los fieles a la oración, porque conviene siempre rezar". Fue construida en 1899 por la empresa Fundició Mallorquina. Tiene 76 centímetros de diámetro.

De las dos restantes campanas cabe decir que la mediana, fundida en 1856, lleva el nombre de "Leocadia", que era la hija mayor del conde de Aiamans; y la tercera y más pequeña fue fundida en 1873 y lleva el nombre de "María del Pilar", la segunda hija del mencionado mecenas, Pascual de Togores.

M.V.C.
Diario de Mallorca (12-10-2008)
  • LLOSETA: Campanas, campaneros y toques
  • Campanarios: Bibliografía
  • Campanas (epigrafía, descripción): Bibliografía
  • Restauración de campanas: Bibliografía

     

  • Volver a la página anterior
  • Menu inicial CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA
    Campaners de la Catedral de València
    Buscar campana, campanario, población, fundidor, año fundición, epigrafía, autor, artículo
    © Diario de Mallorca (2008)
    © Campaners de la Catedral de València (2017)
    campaners@hotmail.com
    : 18-12-2017
    Convertir a PDF